Make your own free website on Tripod.com

Vida Reiki

Home

Dedicatoria | Qué es Reiki | Origen e historia de Reiki | Grados Reiki | Los chakras | Alineamientos | Principios Reiki | Métodos de ayuda para vivir Reiki | Cursos intensivos y talleres | Contácteme | Reflexión
Alineamientos

columnas.jpg


El alineamiento es un proceso que eleva el nivel vibratorio general de nuestro campo energético, de forma que al recibirse la nueva energía dentro de nuestras células, las partículas elementales que las componen aumentan su frecuencia de vibración, removiendo las toxinas que se encuentran en ellas y deshaciendo bloqueos energéticos. Esta apertura a la Luz y a la energía más fina origina una salida de elementos que ya no necesitamos, la cual puede manifestarse de varias formas, tanto en el plano físico como en el espiritual, mental y emocional.
En el plano físico, este proceso depurativo suele durar dos o tres semanas, hasta que nuestro cuerpo se adapta al nuevo nivel energético. Durante este proceso podemos experimentar un exceso de mucosidades similar a un catarro, diarreas, erupciones, llagas, etc....
Durante este periodo ayudaremos a nuestro cuerpo a limpiarse, controlando nuestra alimentación, evitando alimentos grasos o muy condimentados. Beberemos mucho agua, y procuraremos tener una dieta equilibrada y rica en frutas y fibras.

En el plano mental, emocional y espiritual, ya desde que recibes la primera sintonización notas y sientes que algo ha cambiado; te encuentras más ligero y más puro, sabes que algo ha quedado atrás y que has dado un paso más hacia el camino de la luz, creciendo Espiritualmente, y esto se repite paulatinamente la frecuencia vibratoria de nuestro campo energético, y aunque a veces se producen ligeras molestias como mareos, sensación de flotabilidad o desorientación, se pueden corregir con una toma de fundamento, realizando ejercicios que estimulen el chacra raíz.
La alineación aumenta nuestra alegría existencial y nuestra capacidad de transmitir la Energía Universal curativa del amor Divino, produciendo una expansión de nuestra conciencia y sintiéndonos realmente más cerca de Dios; asimismo, con cada sintonización nos desbloqueamos más y nos abrimos más al paso de la energía, aumentando esta afinidad de conexión, de forma que sentimos que cada vez nos resulta más fácil, más intensa y más rápida la canalización y la transmisión de la Energía Universal.
Al aumentar nuestra frecuencia vibracional nos acercamos más a la alta vibración del amor, de forma que al aproximarnos a él nos es más fácil la conexión y la transmisión.

Através de la alineación, quedamos en sintonía con la energía Universal. Actuando como canales de transmisión de esta energía pura y limpia .